El trámite de la ciudadanía italiana requiere la presentación de documentos que avalen tu vínculo directo con una persona que haya nacido en Italia, sin límites generacionales. Hay tres formas distintas de conseguir el acta italiana de tu antepasado como primer paso hacia la reconstrucción de tu ciudadanía italiana. Cada una de las maneras de buscar un acta italiana tiene ventajas y desventajas, ¿vamos a conocerlas mejor?

Ciudadanía italiana – ¿Cómo, quién y por qué?

La ciudadanía italiana por reconstrucción es aquella que se recupera a través de un vínculo directo con alguien que haya nacido en suelo italiano. Puede tratarse de un padre o un abuelo hasta un tatarabuelo (o incluso un pariente más lejano, como un tatara-tatarabuelo): es indistinto. Hay dos cuestiones a destacar que determinarán el éxito o el fracaso de tu trámite: tu AVO no podrá haber renunciado a la ciudadanía italiana antes de que naciera el siguiente eslabón en la cadena y debés poder brindar toda la documentación que acredite el vínculo con tu AVO. Es tu derecho recuperar la ciudadanía italiana de tus antepasados… pero es tu obligación presentar la documentación que solicita el gobierno italiano para tramitarla

Hay dos formas de reconstruir una ciudadanía italiana: la vía administrativa mediante la presentación de una carpeta de ciudadanía italiana en donde residas (puede ser en el consulado italiano de tu país o en una comuna italiana, opción que preferimos por lejos) o la vía judicial (si sos descendiente de mujeres italianas cuyos hijos nacieron antes de 1948). No se puede elegir una vía por sobre la otra, todo dependerá de tu caso en particular. Sin embargo, la presentación de las actas de tu AVO es ineludible en cualquiera de los casos.

En cuanto a las razones por las que es conveniente tramitar la doble ciudadanía, podemos encontrar las siguientes: podrás transitar, vivir y trabajar libremente en la Unión Europea; pasarle la ciudadanía a tu cónyuge e hijos y tendrás oportunidades laborales y de estudio más amplias, entre otras grandes ventajas.

¿Cómo conseguir el acta de tu AVO italiano?

En la carpeta de ciudadanía italiana debés contar con el acta de nacimiento original de tu AVO y su acta de matrimonio. Es posible que haya contraído matrimonio en el país al que emigró desde Italia, pero lo que es 100% seguro que deberás pedir a Italia es el acta de nacimiento, o atto di nascita. A continuación, tres formas de hacerte con al acta necesaria a partir del nombre de tu antepasado.

  1. Buscá el acta de tu AVO desde tu país

No importa donde vivas, la mecánica es más o menos la misma. En esta nota vamos a enfocarnos en Argentina, que es el país del que más datos tenemos, pero no dejes de aplicar la información a tu caso en particular.

Para pedir el acta de tu AVO a Italia, Google es tu mejor amigo. Primero deberás saber en qué comuna se encuentra, para poder comunicarte al lugar indicado. Si no tenés el acta física para fijarte, podés buscarla en bases de datos gratuitas o pagas como Family Search, Portale Antenati, Ancestry o My Heritage. La copia del acta no te servirá para tramitar la ciudadanía, ya que se requiere la copia original expedida por el registro o la parroquia correspondiente, pero te brindará los datos necesarios para solicitarla al lugar indicado.

Otras webs muy interesantes para perderte investigando:

  • CEMLA – la base de datos más completa sobre llegadas de barcos a Argentina hasta 1960.
  • Italian Parish Records – si bien la web está en inglés, se puede traducir con Google Translate. Cuenta con casi 3 millones de registros parroquiales italianos.
  • AGN – Archivo General de la Nación. Una web en constante actualización a medida que se digitalizan los archivos.
  • El Centro de Historia Familiar, ubicado en Belgrano, Buenos Aires, cuenta con una gran base de datos en forma de microfilm.
  • La Sede del Hotel de Inmigrantes, o Museo de la Inmigración.

Una vez que contás con la información necesaria, podes solicitar el acta a la comuna deseada. En esta nota te contamos cómo hacerlo, ¡con un modelo de email incluido!

  1. Buscar el acta de tu AVO en Italia

Si vas a elegir esta opción, podés encadenar tu viaje con el trámite de la ciudadanía en Italia. Viajás con la carpeta casi completa y, una vez que conseguís el acta italiana en el comune deseado, podés quedarte a tramitar la ciudadanía italiana en Italia. 

Muchas personas viajan a buscar el acta del AVO a Italia, aún sin miras de realizar el trámite en una comuna Italiana. Encontrarte en el país de tus antepasados, además de ser una experiencia única y sumamente enriquecedora, te brindará la posibilidad de visitar varios comuni al día para realizar tu búsqueda. Además, podrás chequear los registros personalmente. Podrás acortar tu búsqueda significativamente. 

  1. Contratar un gestor que realice la búsqueda del acta de tu AVO

Un gestor de ciudadanía italiana puede agilizar tu búsqueda de maneras significativas, aunque implique un desembolso de dinero. Si ignorás algunos datos clave acerca de tu acta, esa búsqueda se transformará en una investigación genealógica. Una investigación genealógica es un proceso a través del que se averiguan los datos faltantes de un árbol genealógico a fin de, luego, localizar la documentación necesaria.

¿Es necesario contratar un gestor? No necesariamente. Si te interesa profundizar en el tema, te recomendamos que pases por este artículo: “Acta italiana – ¿Cuándo contratar a un gestor?”, donde te brindamos información acerca de todo lo que puede intentar un gestor para llegar a tu acta. 

Cabe destacar que ofrecemos un servicio de búsqueda de actas y partidas que puede ayudarte a dar con ese acta que necesitás. Como no realizamos búsquedas genealógicas, creamos una lista de gestores de ciudadanía italiana, dentro de la que podrás encontrar quien te asista con ese servicio.

Esperamos que puedas sacarle el jugo a esta nota y logres dar con ese acta que tanto estás necesitando. No dejes de seguirnos en Instagram y Facebook, las redes sociales en las que estamos más activos. También te invitamos a formar parte de nuestro grupo de Facebook, para que encuentres a otros descendientes de italianos que están en la misma situación que vos. ¡Nos vemos pronto!